teatro

información:

(EN ROJO INFORMACIÓN FACILITADA POR LA COMPAÑÍA / TEATRO):

Un cabaré posmoderno y dadaísta… Una pura contradicción.

CABARÉ VOLTER nace del deseo del Teatro del Barrio de llevar a escena un espectáculo diferente e irreverente de cabaret. Inspirándonos en el mítico Cabaret Voltaire, cuna del dadadísmo, nacido en Zúrich el 2 de Febrero de 1916, con espectáculos que se burlaban de la sociedad y la realidad imperante, al tiempo que sus shows de cabaret contenían facetas eróticas, ácidas y vanguardistas. A pesar de su relevancia histórica, el Cabaret cerró sus puertas en el verano de 1916, tan solo seis meses después de su apertura. Presentamos un espectáculo actual, anárquico, sin reglas, crítico y divertido. Los dadaístas innovaron y desarrollaron el “collage” y hacemos uso de estos pioneros para la esencia de nuestro montaje teatral.

teatro

comentario:

Después de ‘LO POSIBLE’, Bronte Producciones nos presentan, CABARÉ VOLTER, un proyecto realizado dentro del programa de residencias artísticas del Teatro del Barrio, que trata de indagar sobre las formas de representación dadaísta, es decir, experimentando sobre formatos no homogéneos, collages de estilos y géneros, etc., con el propósito de ofrecernos un espectáculo diferente, crítico y actual, y en este caso, en formato cabaret inspirado en el mítico Cabaret Voltaire, cuna del dadaísmo, nacido en Zúrich en 1916.

Con dramaturgia y dirección de  José Manuel Carrasco, se construye una propuesta que intenta preservar la esencia del dadaísmo, especialmente en algunos de aspectos como en la defensa de la libertad del individuo y en la visión de lo actual desde el punto de vista del cuestionamiento constante de lo formal. De esta forma, CABARÉ VOLTER se basa en la contradicción y el cuestionamiento, mezclando géneros totalmente opuestos, buscando el contraste y el impacto, tanto estético como verbal, algo que se evidencia desde el mismo comienzo de la propuesta con sus protagonistas: Noemi Climent, Rut Santamaría y Carolina Etreros de la Morena (pianista), ofreciéndonos un paseo desde la tradición a la contradicción.

Todo comienza con el sonido de unas Jotas, la música suena durante largo tiempo y con un alto volumen, Noemi Climent y Rut Santamaría en camisola y pololos esperan y esperan, y cuando les parece adecuado, nos hacen una pequeña introducción del espectáculo, ‘no sabemos cantar, ni bailar, pero nos han pedido un cabaré y aquí estamos’, claro, para mujeres polifacéticas que se buscan la vida, todo es ponerse… Así que, bajo los pololos están los corsés (estilo cabaret berlinés), que ya sabemos que aunque el hábito no hace al monje, ayuda mucho… sobre todo si hay que cantar algún tema en alemán (vestuario: Marina del Castillo Coronado).  Desde luego, esta forma de comenzar la propuesta, es un guiño patrio a los espectáculos del Cabaret Voltaire donde eran habituales los bailes folclóricos rusos (al estilo dadaísta, ‘interpretados con música negra, generalmente improvisada, y canciones francesas al piano, además de realizarse lecturas de varios poemas de forma simultánea. Música y ruido’). Pero, en esta versión patria, pasamos por la jota aragonesa en sonido pregrabado y el piano con música variada, en riguroso directo.

Así, entramos de lleno en un espectáculo aparentemente sin reglas aunque muy medido, sin una estructura clara aunque muy estructurado, anárquico pero con mucho orden, cuya principal misión es cuestionar lo que ocurre a nuestro alrededor, y aunque no estemos de acuerdos con las palabras y divagaciones de las protagonistas, no importa, lo importante es entrar en el juego del cuestionamiento de forma divertida y amena.

En un espacio escénico ocupado por un piano y un montón de sillas aparentemente situadas de forma aleatoria, se desarrolla un espectáculo donde se mezclan temas, géneros, etc., con buenos momentos de análisis crítico y acido de temas de actualidad, frente a otros más típìcos, tópicos y superficiales, algo que entiendo, forma parte de este juego continuo de búsqueda de los contrastes y extremos, pero se incide durante mucho tiempo en un par de temas principales (dios y las mujeres) que dan mucho juego, aunque se echan en falta más tonalidades. El espectáculo no se muestra especialmente provocativo, más bien, juega con el descarado y con la ironía, por lo que ni descoloca ni ofende, sino que hace gracia por el desparpajo de las actrices y el continuo juego entre realidad y ficción.

Noemi Climent y Rut Santamaría, son las protagonistas de esta propuesta donde crítica, obsesiones, música, etc., encuentran su sitio, su trabajo es fresco y dinámico, juntas o por separado interaccionan, exponen, componen y descomponen las situaciones y se ayudan de la presencia al piano de Carolina Etreros de la Morena que aporta su opinión musical en cada momento, bueno en el momento en que la dejan…

La propuesta resulta entretenida, sus protagonistas pasan por diferentes estados ‘emocionales’, manteniendo en todo momento un puntito gamberro, al mismo tiempo que realizan una crítica social, política y cultural, de diferente profundidad, pero cuya pretensión es más plantear un juego sobre la independencia de pensamiento, que buscar grandes profundidades. Y todo ello, sobre la base de la naturalidad, en una apuesta por mostrarse ante el público con la máxima honestidad posible, basando el peso de la propuesta en el trabajo interpretativo, gestual y corporal de estas chicas que tienen claro que si hay que hacer un cabaré, se hace y punto. Un cabaré diferente y con mucha personalidad.

 

ficha:

Dramaturgia: José Manuel Carrasco.
Dirección: José Manuel Carrasco.
Intérpretes: Noemi Climent y Rut Santamaría.
Piano: Carolina Etreros de la Morena.
Imagen del cartel: Pablo Sola con caracterización de Raquel Mejía.
Fotografía promocional: Pablo Sola.
Vestuario: Marina del Castillo Coronado.
Proyecto artístico realizado gracias a la residencia artística que el Teatro del Barrio concede a Bronte Producciones

 

autor/a

img

ESTRELLA SAVIRÓN (alias Agolpedeefecto).

 

Hago crítica teatral, pero sobre todo amo el teatro, e intento lograr la difusión veraz de la cultura. He colaborado en varios medios en España y fuera de nuestras fronteras y en programas de radio dedicados a las artes escénicas. En 2007 creé Agolpedeefecto.com, una revista digital que tenía como objetivo la difusión de la cultura, con amplitud de miras y aún sigo en el empeño.

 


 

fecha:

Diciembre 18

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:



comentar:

blog comments powered by Disqus

 

Agolpedeefecto.com te informa que los datos de carácter personal que nos proporciones rellenando el presente formulario de comentarios estarán ubicados en los servidores de DISQUS (proveedor de sistema de comentarios) a través de su empresa Disqus, Inc., ubicada en EEUU. DISQUS está acogido al acuerdo EU-US Privacy Shield, cuya información está disponible aqui, aprobado por el Comité Europeo de Protección de Datos. La finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales que te solicitamos es únicamente para gestionar los comentarios que realizas en esta web. Legitimación: Al rellenar el formulario de comentarios y sus casillas de aceptación, estás dando tu legítimo consentimiento para que tus datos sean tratados conforme a las finalidades de este formulario descritas en la política de privacidad y términos. Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos poniéndose en contacto con nosotros en agolpe@agolpedeefecto.com. Trataremos su información con respeto. Para obtener más información acerca de nuestras prácticas de privacidad y términos consulte el enlace de este sitio web.